El Cliente Olvidado

Los clientes más importantes, están dentro de tu empresa; aquellas personas a quienes no les das valor pero quieres que sepan valorar. Son tus colaboradores, empleados, trabajadores… Tus clientes internos.

El Endomarketing, también conocido como Marketing Interno por algunos lugares de Latinoamérica, es la satisfacción de las necesidades de los clientes internos (empleados y departamentos de una organización) mediante acciones gerenciales que permitan comprender, formar, motivar y cumplir con sus respectivos roles. Es buscar que todos trabajen como un equipo, para satisfacer las necesidades de los clientes externos, bajo la premisa de “empleados felices hacen clientes felices”.

Este afán por querer a los empleados satisfechos con su estancia en la empresa, nace por una sencilla razón: nadie puede dar lo que no tiene. Por lo que es necesario ver a los empleados como un cliente a conquistar con su empresa misma, para que puedan dar una buena publicidad, sean efectivos, eficientes, comprometidos con los valores de la organización, no pongan resistencia al cambio, tengan un ambiente laboral agradable y de esta manera, puedan llevar a un nivel increíble de satisfacción  a los clientes externos, mediante su trato con ellos.

Para lograr lo anterior existen inmensa cantidad de modelos y estrategias que se pueden aplicar a las características del capital humano, las políticas de la empresa y su flujo de efectivo. Algunos de las que se pueden mencionar son:

1. Crear canales de comunicación interna efectiva

Que todos conozcan la información no hace que esta sea efectiva, debe estar presente la retroalimentación, la aplicación y el seguimiento de la misma.

2. Empatizar con las necesidades de los empleados

Platicar sobre las aspiraciones, preocupaciones y motivaciones de tus compañeros de trabajo no es una pérdida del tiempo, es crear el camino directo hacia su forma de comprometerse.

3. Gamificar los objetivos de la empresa

Realizar equipos o parejas entre los colaboradores que compitan por ver quién vende más o quien crea una mejor estrategia de crecimiento o una mejora en el proceso, etc. Hace que los colaboradores quieran superarse constantemente para recibir el reconocimiento de sus líderes. Y no, no hablo del empleado del mes.

4. Hacer campañas internas sobre la marca, la empresa y sus valores

Transmitir todo lo positivo que tenga tu negocio con la misma energía que lo haces para traer tráfico a tu local, para que ellos tengan el mismo compromiso de atraer la venta.

5. Incluir a los colaboradores en la toma de decisiones

Algunos colaboradores conocen mejor el negocio que los nuevos directivos con miles de grados sobre sus hombros, ¿Por qué no dejar que la experiencia de alguien más de soporte a la estrategia corporativa?

6. Realizar eventos de esparcimiento

Los empleados tienden al individualismo cuando el ambiente de trabajo es hostil y no conocen ni conviven con sus compañeros fuera de la empresa. Por eso es tan común ver eventos familiares, actividades deportivas o festejos entre las compañías, con el fin de acabar con estas malas prácticas.

7. Branding personal para los colaboradores más desarrollados

Si dentro del negocio, sea pequeño o grande, hay un trabajador de excelente nivel o sus actividades le han llevado a desarrollarse mejor en su vida profesional, es necesario darlo a conocer, promocionar la enorme capacidad del talento humano que se tiene.

En caso de que ninguna de las anteriores se adapte a tu negocio o ya se han realizado sin tener el éxito esperado, entonces se requiere establecer modelos y estrategias basadas en tu propio negocio.

Fernanda Jarquín

Marketer de estructura y corazón. Nudonauta por elección, en Nudo Marketing Agency.

Déjanos un comentario

%d bloggers like this: